Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los jóvenes en exclusión, las vocaciones y la concertada, opciones de los salesianos en España para los próximos años

Un 70% de los jóvenes que salen de los centros de FP salesianos encuentran empleo
La Congregación Salesiana en España, que en junio de 2014 se reorganizó en dos únicas provincias con sede en Sevilla y Madrid, han reforzado su opción por los jóvenes con dificultades, en exclusión o desempleados, se muestran preocupados por el descenso de vocaciones, ya que este año solo hay un novicio español, y apuestan por la defensa de la escuela concertada no solo porque sea "más barata" para el Estado sino porque es "un derecho".
Actualmente, en España hay cerca de 1.000 salesianos repartidos en 132 comunidades agrupadas en dos inspectorías, la de Santiago el Mayor en Madrid y la de María Auxiliadora en Sevilla. La Congregación cuenta con un centenar de escuelas en las que se forman 100.000 alumnos y trabajan 7.000 profesores, entre religiosos y laicos. También cuidan especialmente la Formación Profesional con 53 centros en los que preparan cada año a 25.000 jóvenes.
En este sentido, el provincial de la inspectoría de Santiago el Mayor, el sacerdote Juan Carlos Pérez Godoy, ha indicado que durante los últimos años han dedicado muchos medios y recursos humanos a ayudar a jóvenes "de familias desestructuradas, tutelados o que buscan la inserción laboral".
Para ello, tienen centros como la Agencia Salesiana de Tecnología e Innovación (ASTI), que fue uno de los cuatro centros de colocación que concedió el Gobierno el año pasado. Un 70% de los estudiantes que salen de sus centros de FP encuentran un empleo. Pérez Godoy ha indicado que los jóvenes desempleados deben ser una prioridad porque así se lo pidió el Papa Francisco.
También ayudan a los jóvenes tutelados con casas de acogida y a aquellos que al cumplir los 18 años quedan sin tutela. "¿Cómo vamos a abandonarles a esa edad crítica?", se pregunta el provincial de Madrid. Por este motivo, han puesto en marcha pisos e incluso han acogido a algunos de los jóvenes en comunidades de religiosos salesianos.
Concretamente, los salesianos cuentan en España con 257 plataformas sociales de las que se benefician más de 31.565 jóvenes en riesgo de exclusión, que provienen del fracaso escolar, inmigrantes o que forman parte de los colectivos más vulnerables.
Si bien, Pérez Godoy, que también es el presidente de Escuelas Católicas, precisa que los salesianos no son "una agencia prestadora de servicios socio educativos" y que no se les puede olvidar que han nacido para "evangelizar".
UN SOLO NOVICIO
En esta línea, otro de los retos que se les presenta a los salesianos son las vocaciones que "son insuficientes", tal y como reconoce Pérez Godoy. Este año solo tienen un novicio español, un catequista de Campo de Criptana (Ciudad Real) que no pertenece a ninguna de las casas salesianas, frente a los dos del año pasado y a los cinco del anterior.
Ante esta situación, el provincial de Madrid sugiere ser más "valientes" porque considera que habrá cosas que pueden hacer "mejor" de lo que las están haciendo. "No digo volver a tiempos pasados pero sí ser más propositivos. Hemos sido poco valientes, nos hemos conformado", admite. Asimismo, señala que Jesús ha dejado de ser figura referente debido, entre otras cosas, a la cultura actual que "obnubila su rostro". Por ello, invita a proponerle de nuevo entre la juventud con más fuerza como el que mejor puede "dar sentido a su vida".
En cualquier caso, Pérez Godoy reconoce que no se puede decir que en España existe "odio a la religión" pero sí observa una "indiferencia" hacia todo lo religioso, un intento por parte de "asociaciones o tendencias de quitar a Dios del medio" y un cierto "revanchismo" por parte de quienes acusan a la Iglesia de tener "poder y privilegios". "A veces hay unos prejuicios que parece que estamos en el siglo XIX", ha lamentado.
En este marco incluye las críticas a la escuela concertada e insta a los salesianos a "ponerse las pilas" para defenderla pero "no porque sea más barata para el Estado" sino porque es "un derecho".
En este contexto, los salesianos recibirán a finales del próximo mes de abril al Rector Mayor de los Salesianos, el español Ángel Fernández Artime, que llegará a España el 28 de abril para visitar las provincias de la congregación en el país. Hasta el 4 de mayo, mantendrá encuentros con alumnos de los centros de FP, con jóvenes en exclusión y con familias, entre otros.