Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Qué hacer con tus contraseñas después del bug “heartbleed”

Qué hacer con tus contraseñas después del bug “heartbleed”Foto: Reuters

El error "heartbleed" puede haber puesto millones de contraseñas, detalles de tarjetas de crédito e información confidencial en manos de hackers. Antes de cambiar las contraseñas, los expertos en seguridad sugieren asegurarse de que el sitio web es ahora seguro, y ofrecen consejos para crear contraseñas más seguras.

Heartbleed es un error que hizo que los servicios que utilizaban el cifrado OpenSSL fueran vulnerables a los ataques de los hackers. Sitios web, software de mensajería instantánea y cuentas de correo electrónico han podido ver mermada su seguridad.  Hay que recordar que no todos estos sitios se han visto afectados por este bug, según informa CBS News.
Aún no está claro si estos sitios web siguen en riesgo o si ya han sido protegidos, por lo que aconsejan tomar ciertas precauciones.  "Si el sitio sigue siendo vulnerable, con el cambio de contraseña no se consigue nada. El hacker podría ver la nueva contraseña, según declaró Dodi Glenn, director de inteligencia de seguridad en ThreatTrack de Seguridad, a CBS News.
Antes de cambiar nuestra contraseña Glen ecomienda comprobar si el sitio web ha sido parcheado, para ello sugiere visitar las webs filippo.io / heartbleed o ssllabs.com / ssltest.
Una vez que hemos comprobado que el sitio web ya no es vulnerable procederemos a cambiar nuestra contraseña. Para ello, Rik Ferguson, vicepresidente de investigación de seguridad de Trend Micro, nos da unos pasos a seguir para crear contraseñas más seguras:
  • Pensar una frase que podamos recordar fácilmente.
  • Coger la letra inicial de cada una de las palabras de nuestra frase
  • Usar mayúsculas y minúsculas.
  • Cambiar algunas de las letras por números, por ejemplo, E=3.
  • Añadir caracteres especiales como +,& o $.