Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ocho inmigrantes muertos en el naufragio de una patera cerca de Perejil

La mayoría de los inmigrantes de la patera, entre los que había al menos tres bebés y varias embarazadas, eran senegaleses, según fuentes de la ONG "Caminando Fronteras".
Esa institución española, que trabaja en Tánger con grupos de clandestinos que viven en Marruecos, ha indicado que también había nigerianos y que muchos residían desde hace menos de año y medio en barrios populares de esa ciudad septentrional y se dedicaban principalmente a la mendicidad.
Entre las mujeres que se embarcaron había "bastantes embarazadas", algunas parejas y al menos tres bebés.
Según fuentes de Salvamento Marítimo español, la embarcación neumática en la que viajaban, una zodiac, fue encontrada con signos de haber chocado contra algún objeto.
Hasta el momento se ha rescatado a once supervivientes, cuatro de ellos también mujeres.
Entre los fallecidos había dos embarazadas, según Hicham Baraka, presidente de la ONG "Beni Znaffen para la Cultura, el Desarrollo y la Solidaridad", que trabaja con inmigrantes en la frontera.
Las labores de rastreo se iniciaron a las 09.20 hora local (07.20 GMT) cuando el helicóptero de la Guardia Civil avistó una lancha que estaba hundiéndose cerca del islote.
Fuentes de la Cruz Roja española en la localidad de Tarifa, en la provincia de Cádiz, informaron de que en la embarcación podrían viajar unos 60 inmigrantes, de los cuales la mayoría no superaba la treintena.
Marruecos se está haciendo cargo del operativo de rescate en colaboración con efectivos españoles de Salvamento Marítimo y de la Guardia Civil, que informaron de que el naufragio se produjo en aguas cercanas a Perejil, próximo a la ciudad autónoma española de Ceuta.
Fuentes de la Brigada Marítima marroquí precisaron que tanto los cadáveres como los rescatados con vida se encuentran ya en Tánger y que se está a la espera de las instrucciones de la Fiscalía General para decidir qué hacer con ellos.     LA