Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Emoción ante la histórica prisión permanente revisable del parricida de Moraña

David Oubel llega a los juzgados para enfrentarse al veredicto. Inmutable escucha al jurado leer los demoledores motivos de su decisión. Dando por probados por unanimidad los asesinatos con alevosía de sus dos hijas. “Probado por unanimidad que el acusado es culpable”. El propio fiscal, Alejandro Pazos, el primero en pedir la prisión permanente revisable, se emociona al oir el contundente veredicto e incluso tiene que interrumpir su exposición. Quedaba por conocer la histórica pena impuesta por la juez, que inmediatamente toma la palabra. “Se decide condenar a David Oubel Renedo a la pena de prisión permanente revisable”. Histórica sentencia que incluye no poder comunicarse con su ex mujer durante 30 años e indemnizarla con 300.000 euros.