Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al menos 16 millones de personas pasan hambre en el sur de África por la sequía, según el Programa Mundial de Alimentos

Al menos 16 millones de personas pasan hambre en el sur de África como consecuencia de la sequía, exacerbada por el fenómeno metereológico 'El Niño', aunque la cifra de afectados podría alcanzar los 50 millones, ha advertido el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de Naciones Unidas este viernes.
"'El Niño' está avanzando hacia una potencial emergencia regional, lo que requiere de una respuesta coordinada", ha afirmado el PMA en un informe que analiza el desarrollo de la actual situación.
En enero, el número de afectados por la sequía en la región sur del continente alcanzaba los 14 millones. En un mes la cifra se ha incrementado en dos millones, según datos de la agencia de la ONU.
Sin embargo, estas estadísticas excluyen a Sudáfrica, donde otras 2,7 millones de familias pasan hambre, según informaciones presentadas por el presidente, Jacob Zuma, en febrero. Sudáfrica registró su año más seco en 2015, afectando este fenómeno a la cosecha del maíz y elevando los precios para el cereal un 100 por ciento sobre su importe para el curso pasado.
Pero, al igual que en este país, el conjunto de la región sudafricana registró entre octubre de 2015 y enero de 2016 la temporada más baja de lluvias en 35 años, coincidiendo con el periodo de siembra del maíz.
Los daños provocados por la sequía, agravada por el cambio climático, se han hecho extensibles no solo a los cultivos, sino también a la ganadería, uno de los principales sectores económicos de los que se alimenta la zona.
"La poca disponibilidad de agua y la escasez de pastos están afectando a las condiciones del ganado. El descenso en el número de reses cada vez es mayor en algunas partes de Botsuana, Lesoto, Namibia, Sudáfrica, Suazilandia y Zimbabue", ha recogido el PMA.