Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de un centenar de pasajeros, atrapados durante 26 horas en el aeropuerto de Madeira

Doscientos pasajeros han quedado retenidos en el aeropuerto portugués de Funchal en Madeira. El pasado lunes 24 de julio estaba previsto que volaran de vuelta a Madrid pero su vuelo era retrasado cada hora y ante el miedo de perder el avión pasaron veintiséis horas encerrados literalmente en la terminal. Sin ningún tipo de información, ni de asistencia, acampados allí pasaron como pudieron la noche hasta que el martes se les informaba de que finalmente el vuelo se había cancelado. Una espera interminable porque según la compañía debido al viento, ningún avión podía ni aterrizar ni despegar. En vista de que el regreso a casa se prolongaba, se plantaron, y la única solución que les dieron fue realojarles en hoteles. Ya el miércoles con las condiciones climatológicas a su favor pusieron por fin rumbo a Madrid donde llegaron a las siete de la tarde, dos días después de lo previsto. Ahora sólo esperan que alguien se haga responsable del calvario que vivieron.