Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Atacan con cócteles molotov la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada

Una quincena de desconocidos ha atacado esta madrugada la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada (Madrid) lanzando cócteles molotov que provocaron llamas que han tenido que ser apagadas por la Policía Nacional utilizando los extintores de emergencia de sus vehículos, han informado fuentes policiales.

Las mismas fuentes han precisado que los hechos se han producido en torno a las 5.00 horas de la mañana de este viernes en la calle Sauces de la citada localidad madrileña, donde se encuentra una de las cuatro plantas que prevé cerrar Coca-Cola Iberian Partners.
Una vez apagadas las llamas, los agentes de Policía han apreciado que algunos cócteles molotov estaban confeccionados con un recipiente de plástico que contenía algo líquido en su interior y otros con una sustancia blanca parecida a la sal, siempre según estas fuentes. Todos ellos llevaban mecha.
La sustancia blanca llamó la atención de los agentes que, por precaución, dieron aviso a la unidad de los Tedax (artificieros), que también se personaron en el lugar, donde había otras personas concentradas pero en actitud pacífica. La Policía Nacional trabaja ya para identificar y detener a los autores del lanzamiento de cócteles molotov contra la instalación.
600 despidos en Madrid
Los trabajadores de la fábrica de Fuenlabrada inician hoy una huelga indefinida en protesta por el cierre que planea la empresa con el despido de cerca de 600 empleados que se encargan del embotellamiento del producto.
Trabajadores afectados han señalado que desde que se conociera la noticia, y a la vista de que la negociación entre empresa y sindicatos no prospera, el ambiente es "muy negativo". "Los compañeros están fastidiados", han señalado.
"La gente conoce la marca de sobra y la imagen que se está dando es destructora", han indicado algunos trabajadores, haciendo un llamamiento, en la línea de lo que ha hecho CC.OO. a los madrileños de no consumir Coca-Cola si ésta no se fabrica en la región.