Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los rectores valencianos avisan de que no van a renunciar a cobrar la deuda y esperan una respuesta de la Generalitat

El presidente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Públicas Valencianas (CRUPV) y rector de la Universitat Jaume I, Vicent Climent, ha asegurado este martes que las universidades no van a renunciar a su "derecho" a cobrar la deuda y espera que en mayo o junio haya una respuesta por parte de la Generalitat valenciana.
Climent se ha pronunciado así tras presentar en la UJI, junto al resto de rectores de las universidades públicas valencianas, la nueva Red Valenciana de Universidades Públicas Saludables.
El presidente de la CRUPV ha señalado que el tema está en una fase de interlocución y que no ha variado "significativamente" respecto a la última reunión que mantuvieron los rectores con los consejeros de Hacienda y Educación, Juan Carlos Moragues y María José Català, respectivamente, tras la cual --según ha dicho-- "el ánimo era de decepción, ya que esperábamos mucho más".
Así, ha recordado respecto a la deuda a corto plazo, cuantificada en 218 millones de euros y que debería de satisfacerse en 2014, que el consejero de Hacienda "pidió tiempo para ver cómo se distribuía el Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) y, aunque dijeron que en septiembre ya lo sabrían, se les pidió que se resolviese antes del verano".
"NO TENEMOS UNA SOLUCIÓN SATISFACTORIA"
En cuanto a la deuda a largo plazo o histórica, que suma 769 millones de euros y se tiene que satisfacer hasta el año 2022, Climent ha señalado que los rectores pidieron a la Generalitat una "solución técnica" antes del verano.
"De momento no tenemos una solución satisfactoria, pero la Generalitat valenciana sabe de sobra que si no se llega a un acuerdo, las universidades públicas no vamos a renunciar a nuestro derecho a cobrar la deuda", ha aseverado.
"Estamos en una fase de interlocución, pero si las soluciones no son satisfactorias, saben que las universidades reclamaremos aquello que creemos que nos corresponde", ha insistido Climent, quien ha confiado en que en mayo o junio "tengamos una respuesta o conozcamos si la Generalitat valenciana puede atender los pagos de la deuda histórica".