Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un empleado de una residencia de mayores mató a tres ancianos tirándolos por un balcón

Hayato ImaiFacebook

Un empleado de una residencia de ancianos ha admitido ante el juez haber tirado a tres pacientes octogenarios por una terraza provocándoles la muerte. Hayato Imai, de 23 años, fue despedido por robar a otro anciano y tras el incidente la policía comenzó a investigarlo al comprobar que las muertes de los mayores, ocurrieron cuando el joven estaba de guardia.

Hayato Imai confesó haber matado a un anciano,  de 87 años y a otras dos mujeres de 86 y 96 años respectivamente, según el periódico online JapanTimes.
Los tres ancianos fueron asesinados por Hayato Imai en un breve intervalo de tiempo entre ellos. Dos muertes ocurrieron el 3 y el 4 de noviembre de 2014, mientras que la última víctima fue asesinada el 9 de diciembre de ese mismo año.
El joven fue detenido el pasado mes de mayo por el robo de 25.000 yenes, unos 195 euros, a una mujer de 70 años, residente en la instalación para mayores.  La policía comenzó a sospechar de su vinculación con la muerte de los ancianos.
La Policía reconoció que la investigación sobre los fallecimientos fue superficial y debido a la edad avanzada de los fallecidos no se realizaron autopsias.
Ahora Hayato Imai está acusado de asesinato y ha admitido su culpabilidad al lanzar a los ancianos desde terrazas del edificio de la residencia.