Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Centac pide mejorar la accesibilidad y seguridad a los servicios digitales para acabar con la brecha digital

El Centro Nacional de Tecnologías de la Accesibilidad (Centac) reclama que se mejoren las condiciones de accesibilidad y seguridad de los diferentes servicios digitales. Esta petición se enmarca en la celebración del Día Internacional de Internet seguro que se celebra este martes.
Uno de los principales problemas expuestos por Centac es la existencia de múltiples incidencias derivadas de la identificación en el mundo digital. Estos inconvenientes van desde la denegación de acceso a un servicio a ciertos colectivos por falta de accesibilidad, hasta la suplantación de identidad, causando daños importantes a la privacidad, la reputación o el propio patrimonio de los usuarios.
Entre los grupos de usuarios más afectados, según el Centac se encuentran las personas con discapacidad. Uno de los problemas más grandes de este colectivo a la hora de realizar gestiones por internet se encuentra en los problemas específicos de identificación. "Este problema es consecuencia de no tener en cuenta las personas con discapacidad a la hora de pensar en los procedimientos y en su implementación", ha explicado Juan Luis Quincoces, director general de CENTAC.
Para Quincoces "esto supone un claro ejemplo de brecha digital y es un punto crítico que impide el acceso a todas las demás funcionalidades de un servicio". En su opinión, "si un servicio digital carece de un procedimiento de identidad accesible, todo el servicio de convierte en inaccesible" añade.
Por estos motivos, el director de CENTAC considera que "las herramientas y políticas de seguridad deben ser accesibles para todos". Por ejemplo, "si un usuario con limitaciones visuales utiliza un DNI electrónico para identificarse en un trámite en la Web, lo lógico es que tanto la configuración previa del dispositivo como la interfaz de acceso esté lista para que no suponga una barrera de acceso", ha indicado.
Otro de los aspectos destacados por el Centac es el referente a las nuevas formas de identificación digital basadas en la lectura de la huella digital muy popularizadas ahora y asociadas al acceso seguro a los smartphones. Según ha explicado, "no se tiene en cuenta que esta tecnología, aparentemente cómoda no es accesible, por ejemplo para personas con baja movilidad".
Según el Centac, hoy en día la tecnología ofrece "muchísimas posibilidades para dar alternativas a estos casos: tecnología de proximidad (NFC), biometría, lectura del iris, control por voz".
Una de estas innovaciones es el reconocimiento biométrico, este sistema asocia la autorización de acceso a alguna variable biológica que pueda ser detectada, como el iris, la huella digital o la propia cara. "Estas herramientas biométricas pueden ser muy útiles para gestionar el acceso seguro" indica Quincoces.
"Las soluciones han de diseñarse para que puedan emplearse por cualquier persona, con independencia de sus habilidades particulares, y manteniendo las mismas características de seguridad y fiabilidad", ha concluído el director general de CENTAC.