Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Científicos detectan los signos de oxígeno más distantes en el Universo

Un equipo internacional de investigadores ha detectado gas que contiene oxígeno en una galaxia a 13.100 millones de años luz de la Tierra. Este hito supone la visión de cómo era el Universo en tiempos antiguos.
El Universo tal y como se conoce hoy en día tiene diferentes elementos químicos, pero en sus inicios, sólo había gas caliente ionizado y lleno de electrones e iones de hidrógeno y helio que zumbaban alrededor. Después de 400.000 años se enfrió y los electrones y los iones de hidrógeno se combinaron para formar átomos de hidrógeno neutro.
Nada más sucedido durante varios cientos de millones de años hasta que la primera generación de estrellas se formó, emitiendo una fuerte radiación que ionizó el hidrógeno, una vez más, así como otros elementos más pesados, tales como el carbono y el oxígeno.
El estudio de elementos pesados de esta época ofrece pistas sobre lo que provocó la reionización, la naturaleza de las primeras estrellas, y cómo nacieron las galaxias. Sin embargo, el estudio de estos elementos es extremadamente difícil, ya que requiere que los astrónomos hallen elementos y objetos lo más lejos que les sea posible. Esto sólo lo permiten los telescopios disponibles hoy en día.
Uno de ellos se incluye el conjunto de telescopios Atacama Large Millimeter/Submilimeter (ALMA) en Chile. Con él, el equipo de investigadores observó SXDF-NB1006-2, una galaxia descubierta en 2012 que está considerada la más distante descubierta hasta ahora. "Nuestros resultados mostraron que esta galaxia contiene una décima parte del oxígeno que se encuentra en el Sol, ya que el cosmos aún era joven y tenía una breve historia de formación estelar en ese momento", ha indicado uno de los autores, Naoki Yoshida.
Además, el investigador ha sugerido la ausencia de polvo podría ser una indicación de que casi todo el gas en la galaxia está altamente ionizado. "SXDF-NB1006-2 sería un prototipo de las fuentes de luz responsables de la reionización cósmica", ha apuntado, para señalado que este podría ser el primer paso para entender qué tipo de objetos causó la reionización cósmica.
Los expertos han indicado que ya se está trabajando para otra observación con el telescopio ALMA, y esta vez el equipo espera capturar una imagen de mayor resolución que revele detalles de distribución del gas oxígeno ionizado dentro de la galaxia, y el movimiento de alta velocidad del gas.