Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ejército de EEUU asegura que el GPS seguirá funcionando

"Hay capacidad de sobra en el sistema", ha asegurado Lewallen y ha explicado que hay 30 satélites funcionando en órbita más tres viejos que podrían ser reactivados. Además, está previsto el lanzamiento de un nuevo satélite en agosto. Además "existen formas para extender la vida útil" de los actuales satélites si alguno de ellos se rompe, ha explicado el Teniente Cornonel, e incluso se podrían inhabilitar algunas funciones para aumentar la señal para GPS.
Una eventual falta de precisión del sistema GPS beneficiaría al sistema europeo Galileo, desarrollado por la Unión Europea y la Agencia Espacial Europea y que debería estar operativo en 2011.
Cuando empiece a funcionar, Galileo tendrá un margen de error de solo de 4 metros en horizontal y menos de 8 en vertical, prácticamente la décima parte del GPS. La iniciativa europea nació para evitar una excesiva dependencia del sistema de posicionamiento estadounidense, especialmente en el caso de que se produjeran fallos.
El Teniente Coronel Tim Lewalle, responsable de las comunicaciones y sistemas GPS en el Ejército del Aire, se ha mostrado de acuerdo con algunas de las conclusiones del informe gubernamental. En rueda de prensa, ha asumido que el servicio puede degradarse, pero que el riesgo es mínimo y el sistema seguirá funcionando.
Galileo, el sistema europeo