Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un investigador de la Fundación Fisabio recibe el Premio México de Ciencia y Tecnología 2015

El investigador del área de genómica y salud de la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio), dependiente de la conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública, Andrés Moya, ha recibido el Premio México de Ciencia y Tecnología 2015 en una ceremonia presidida por el Presidente mexicano Enrique Peña Nieto en la Residencia Oficial de Los Pinos de Ciudad de México.
En un comunicado, la Generalitat ha destacado que el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología y el Consejo Consultivo de Ciencias de la Presidencia de la República de México han valorado las aportaciones de Andrés Moya a la genética, la biología evolutiva y la genómica, así como su contribución fundamental a escala mundial en los campos de la simbiosis, la evolución experimental y la epidemiología de los virus y el microbioma humano, según la resolución del galardón.
"Siento un gran orgullo y responsabilidad cuando el Consejo se refiere a mí como uno de los biólogos evolutivos más importantes de mi generación. La teoría de la evolución de Darwin siempre ha sido un referente y siempre trabajo con ella incluso desde la perspectiva de su eventual mejora, porque aún hay líneas de mejoras de esta teoría tan fundamental que trasciende la propia biología y que llega a las otras ciencias", ha destacado Moya, también director de la Cátedra Fisabio-Universitat de València.
En la actualidad, el profesor Andrés Moya centra su investigación en el campo de la simbiosis, particularmente el estudio del microbioma humano y otros organismos bajo una perspectiva evolutiva y de biología de sistemas y sintética. En concreto, su trabajo se centra en el estudio del microbioma humano y la simbiosis ya que, según destaca, "de cara al futuro tiene muchas posibilidades desde el punto de las aplicaciones en la biología de sistemas o biología sintética".
Andrés Moya se convierte así en el octavo científico español, y el segundo valenciano, que obtiene este galardón otorgado por el Gobierno de México.
Para Moya, este tipo de premios es un estimulo para el fomento de la investigación y especialmente para que las personas que trabajan en la ciencia más fundamental vean en él "un incentivo para conocer qué trabajo desarrollan otros investigadores en los países latinoamercianos". "Pasión y voluntad son los estímulos que me gustaría compartir con el resto de candidatos al Premio", ha reconocido el catedrático de la UV.
Este galardón se concede anualmente desde 1990 a una persona de reconocido prestigio profesional que haya contribuido de manera significativa al conocimiento científico universal o al avance tecnológico, cuya obra sea de gran impacto internacional y que, a la vez, haya formado una escuela o recursos humanos significativos.
ANDRÉS MOYA
El catedrático Andrés Moya es autor de unas quinientas publicaciones entre artículos científicos, capítulos y libros sobre genética, evolución y filosofía. Además, ha realizado una tarea amplia de divulgación y reflexión sobre la ciencia y ha publicado varios libros sobre teoría evolutiva y el alcance del pensamiento evolutivo.
El galardonado con el Premio México 2015 trabaja en la Fundación Fisabio y el Institut Cavanilles de Biodiversitat i Biologia Evolutiva de la Universitat de València y además de dirigir la Cátedra Institucional FISABIO de la Universitat de València. Forma parte del CIBER de Epidemiología y Salud Pública, dependiente del Instituto de Salud Carlos III.
Asimismo, es miembro de varias sociedades científicas y fundador de la Sociedad Europea de Biología Evolutiva, de la Sociedad Española de Virología y de la Sociedad Española de Biología Evolutiva, de la cual es el actual presidente.
Por otro lado, Moya ha recibido distinciones como, por ejemplo, el premio Ciutat de Barcelona de Investigación Científica (1996); el Fellow de la American Association for the Advance of Science (1998); el Premio Diario Médico (2006); el Diploma del presidente del Gobierno Valenciano a la Excelencia en la Investigación Biomédica (2010); el Premio Nacional de Genética (2012) de España y el Premio Lilly (2013) de Investigación Biomédica Preclínica.