Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Problemas para Apple por la patente del 'iPad'

Al consejero delegado de Apple, Steve Jobs, le ha salido un nuevo quebradero de cabeza. Horas después de la flamante presentación del nuevo 'iPad', la compañía de la manzana ha recibido una denuncia de Fujitsu. Según consta en el registro de patentes y marcas de EEUU, la compañía japonesa ya había registrado la marca 'iPad' en 2003 para uno de sus dispositivos. Así, el grupo nipón estudia ahora emprender medidas legales contra Apple por el uso de la considera su marca.
Una portavoz de Fujitsu en Tokio ha confirmado que el grupo nipón solicitó el registro de esa marca en EEUU en 2003, aunque el proceso aún no está cerrado."La solicitud para registrar la marca se presentó, pero todavía no tenemos la aprobación", ha indicado.
Así, ha agregado que por el momento Fujitsu está estudiando la situación antes de emprender cualquier acción en relación a Apple.
El 'iPad' de Fujitsu es un dispositivo algo mayor que un teléfono móvil pensado para los responsables de comercios y almacenes, que sistema permite verificar precios, controlar inventarios y movimientos de mercancías y leer códigos de barras, entre otros.
Este iPad, que utiliza el sistema operativo de Windows, tiene pantalla táctil, igual que el último ordenador de Apple, un híbrido entre el teléfono móvil iPhone y los portátiles de Mac.
Ante la polémica sobre el uso del nombre iPad, el grupo japonés ha emitido un comunicado en el que insiste en que la marca "se ha estado utilizando en relación con los productos informáticos móviles de Fujitsu para el sector de la distribución desde 2002".
Recurso de Apple
Por su parte, Jobs ha anunciado que recurrirá para lograr los derechos de copyright del nombre de su nuevo dispositivo. Aunque Apple se encuentra muy confiado en que obtendrá los derechos, solamente tiene hasta el 28 de febrero para presentar sus argumentos y ganar la batalla, de lo contrario se encontraría en grandes problemas.
"Seguramente tendrán que hablar con nosotros, pero hasta la fecha no tenemos ninguna comunicación directa con Apple", ha afirmado en declaraciones a Bloomberg uno de los abogados de Fujitsu, Edgard Pennington.
Apple ya utilizó una estrategia muy similar con el nombre de iPhone que estaba registrado bajo el nombre de Cisco y con la que tuvo que negociar hace ahora tres años.