Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una isla volcánica nacida en 2015 pierde un 30% de superficie

Probablemente la isla más joven del mundo, emergida durante una erupción volcánica en el suroeste del Pacífico en 2015, Hunga Tonga Hunga Ha'apai ya cuenta con un mapa detallado de su topografía.
El buque de investigación Falkor del Schmidt Ocean llevó a cabo el mapeo en colaboración con la NASA durante una campaña de investigación, cuyo objetivo primordial fue otro: la exploración de la vida marina alrededor de los campos de respiraderos hidrotermales de la cuenca Lau oriental, cerca de la isla de Tonga.
Debido a que gran parte de la dinámica del paisaje asociado a los volcanes de la nueva isla oceánica sucede bajo el agua, este proyecto proporcionó a los científicos de la NASA y el Insituto Lamont-Doherty una visión integrada del carácter tridimensional de la nueva isla, desde el fondo del mar a sus 130 metros de altura sobre el nivel del mar, todo con resolución a escala métrica.
La nueva isla, llamada extraoficialmente Hunga Tonga Hunga Ha'apai, se formó en lo que se llama una erupción "surtseyana", el nombre de la isla de Surtsey frente a la costa sur de Islandia. En tales casos, el magma caliente que sube desde el fondo del mar agua provoca al contacto con el agua fría una explosión violenta de cenizas y rocas.
El mapeo ayudará a los investigadores a entender cómo tales islas volcánicas formadas rápidamente evolucionan y por qué su supervivencia es a menudo limitada. El análisis preliminar de los científicos indica que la nueva isla ha perdido casi el 30 por ciento de su superficie inicial en sólo 15 meses desde que la actividad eruptiva terminó a finales de enero de 2015. El trabajo demostró que la topografía submarina alrededor la nueva isla afecta claramente el ritmo y la ubicación de la erosión, debido principalmente a la abrasión marina y el hundimiento local.