Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 60% de los jóvenes españoles solo se comunica por 'apps' y redes sociales

Las nuevas soluciones de comunicación basadas en internet entraron en el mercado pisando fuerte y desde entonces, cada vez son más los españoles que hacen uso de ellas en declive de los canales tradicionales. Así lo afirma el IV Estudio de Comparación Online hacia el Ahorro Inteligente realizado por Rastreator.com, que señala que el 60,2% de los jóvenes españoles de entre 18 y 24 años solo se comunican con los 'chats' de aplicaciones y redes sociales.
Esta tendencia también se ve reflejada en el ámbito de la población en general, debido a que la mitad de los españoles (45,9%) afirma que solo se comunica con estas herramientas. Esta proliferación de aplicaciones de mensajería instantánea ha hecho que los tradicionales SMS se hayan visto muy afectados, con un descenso del 30,2% en los ingresos para los proveedores. Y es que el 63,6% de los españoles que tienen dispositivos móviles nunca los utilizan para enviar SMS, aunque sean gratuitos por la tarifa.
Mientras que los SMS caen, todavía es escaso el porcentaje de españoles que ha prescindido totalmente de las llamadas tradicionales. Según el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información (ONTSI), solo el 7,6% de los españoles afirma que nunca utiliza el móvil para realizar llamadas, y únicamente el 6,3% dice que nunca las recibe.
Pese a ello, las 'apps' para llamar siguen ganando poco a poco terreno a la telefonía convencional. El estudio realizado por Rastreator.com afirma que hasta un 48,2% de los españoles llama cada vez más a través de 'apps' de telefonía gratuitas en lugar de hacerlo por la vía tradicional. De hecho, el 54,5% de los españoles entre 55 y 65 años usan estas aplicaciones, un porcentaje más alto que el de los 'millenials' (47,4%).
Todos estos factores han repercutido negativamente en las empresas de telefonía, mientras los operadores de internet se han visto beneficiados por el uso de estas herramientas. Precisamente, los ingresos de los operadores por telefonía móvil --tanto voz como mensajes cortos-- cayeron en 2016 un 15,7%, mientras que los de banda ancha crecieron un 10,9% y facturaron más de 4.000 millones.