Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 'malware' móvil aumentó un 135% en 2013

El mundo del 'malware' móvil se parece cada vez más al de las amenazas en los ordenadores personales en cuanto a los métodos y técnicas aplicadas por los cibercriminales. Según el "Informe sobre las tendencias en seguridad TI en 2013" realizado por Kaspersky Lab, la cantidad de programas maliciosos móviles se ha triplicado llegando a las 148.778 muestras de 'malware'.
En 2013, el problema de la seguridad de los 'smatphones' y las 'tablets' se ha agravado mucho por el crecimiento cuantitativo y cualitativo de las amenazas móviles. Si 2011 fue el año en el que se estableció el 'malware' móvil y 2012 se convirtió en el del desarrollo de su variedad, 2013 ha sido el año del inicio de su madurez.
Android continúa siendo el principal objetivo de los cibercriminales con el 98,05% de ataques a dispositivos móviles por tres motivos: el sistema operativo de Google sigue siendo líder en el mercado, existen muchas tiendas de aplicaciones independientes y su arquitectura es abierta, gracias a la cual tanto los desarrolladores como los ciberdelincuentes pueden crear programas con facilidad.
El número total de ejemplares de programas maliciosos móviles es de 148.778, de los cuales 104.427 se descubrieron en 2013, por lo que el crecimiento es de casi un 135%. Sólo en octubre aparecieron 19.966 modificaciones. En comparación, Kaspersky Lab detectó la mitad de esa cantidad en todo el año 2012.
El troyano Obad ha sido el acontecimiento más importante en cuanto a 'malware' móvil este año. Este troyano móvil se propaga de muchas maneras, entre ellas a través de una 'botnet' móvil ya existente. A través de los dispositivos infectados se envían correos electrónicos con enlaces maliciosos a todos los números de la lista de contactos. Esta práctica es muy común en el campo de las amenazas para ordenadores personales y es popular como un servicio ofrecido por los dueños de 'botnets' en el mercado negro.
Los troyanos bancarios móviles han sido también uno de los métodos más usados por los cibercriminales. Estos ataques incluyen el 'phishing' móvil, el robo de información sobre tarjetas de crédito y la transferencia de dinero. En 2013 también aparecieron troyanos móviles capaces de comprobar el saldo de la cuenta de la víctima para que los "ingresos" de los delincuentes crezcan.