Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Volvo XC90, gran salto de calidad

Uno de los saltos de calidad más importantes que hemos visto en los últimos tiempos ha sido el protagonizado por el Volvo XC90. Automóvil que la marca sueca ha conseguido entre los mejores de su categoría. Pero además hoy vamos a probar su versión estrella el T8.

Podemos decir que ahora mismo es el SUV con la conducción más eficiente y limpia del mercado pues ha conseguido homologar un consumo medio de 2,1 litros. Un dato todavía más espectacular si nos damos cuenta que estamos hablando de un coche de casi 2,3 toneladas y con 400 cv de potencia.

Lógicamente esos consumos se homologan gracias a que dispone de una autonomía totalmente eléctrica de hasta 43 kilómetros. Con ellos podemos realizar un montón de desplazamientos cotidianos sin gastar un solo litro de combustible. Pero vamos a explicar la parte técnica del XC90 T8 porque es realmente interesante.

El motor térmico es un simple cuatro cilindros de dos litros turbo que logra llegar hasta los 318 cv. Pero es que la marca sueca decidió que este propulsor funcionase de forma solidaria con una mecánica eléctrica interpuesta entre el cigüeñal y la transmisión utilizando además un cambio automático de 8 relaciones. De esta manera ambos motores se complementan según las necesidades del momento sin que el conductor casi se dé cuenta.

La responsable de la autonomía eléctrica del coche es una batería de litio que cuenta con un sistema de recarga externo de manera que podremos enchufarlo en cualquier toma de corriente.

Pero aún hay más porque su tracción total no está ligada a una transmisión que una sus ejes si no que disponemos de un tercer motor eléctrico sobre el tren posterior que ayudará al resto de la mecánica o a las ruedas traseras según sea la necesidad requerida.

Al arrancar, el coche siempre utiliza el modo Hybrid que es el ideal para combinar sus motores de la forma más eficaz en cuanto a consumos. Pero además disponemos de otros modos de conducción tanto para exigirle la máxima potencia, como para circular por asfalto con poca adherencia, para su utilización Off Road o para recargar el almacenamiento de la batería.

El interior es el de uno de los mejores todo camino de la actualidad. La calidad de materiales es intachable y se nota que estamos subidos en un coche de 80.000 euros que además dispone de siete plazas dispuestas en tres filas de asientos más el maletero.

Llama la atención la ausencia de botones de su consola central que acopia todas sus funciones en una gran pantalla táctil vertical. Además contará con el sistema Volvo On Cal con el que podrás controlar el climatizador o la navegación por control remoto. Y por si esto no fuese suficiente también podremos comprobar desde el móvil el estado de la batería y de la carga.

De esta manera Volvo ha conseguido un vehículo muy eficiente, potente si lo necesitas, amplio, con capacidades Off Road, que cuida a sus ocupantes como la mejor de las berlinas premium y con un nivel tecnológico de primer nivel. Así que creemos que no nos equivocamos mucho si decimos que vamos a empezar a ver muchos XC90 rodando por nuestras carreteras.