Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Raquel Bollo sufre quemaduras de primer grado tras un accidente doméstico

Estaba en su casa de Sevilla junto a su hijo, Raquel Bollo intentó avivar el fuego de la chimenea y un fogonazo alcanzó su cara. Su hijo también resultó afectado por las llamas y la colaboradora, tras apagarlas, consiguió sacar a su hijo de casa. Raquel ha sufrido quemaduras de primer grado y su hijo leves.

Raquel Bollo ha sufrido un accidente doméstico en su casa de Sevilla. Según ha podido saber 'Sálvame', la colaboradora estaba en su casa junto a uno de sus hijos y encendió la chimenea. Para conseguir más calor, la colaboradora habría echado queroseno cuando un fogonazo alcanzó su cara. En un acto reflejo cerró los ojos y protegió su vista, pero no sus cejas, pestañas y pelo, que comenzaron a arder.
Tumbada en el suelo, apagó el fuego gracias a una alfombra. Pero, enseguida vio a su hijo también afectado por las llamas, las apagó con la misma alfombra y consiguió sacar al pequeño de la casa. Raquel entró de nuevo pudo apagar el fuego con toallas mojadas. El médico le ha diagnosticado quemaduras de primer grado en la cara y su hijo ha sufrido quemaduras leves.
Lydia Lozano ha podido hablar con su compañera: "Estaba llorando sin parar, decía '¡Qué susto!, ¡Qué horror!',  no le salía casi la voz". Explicaba que ha sufrido quemaduras sobre todo en la frente y los párpados y Lydia, que también sufrió quemaduras tras una accidente, decía: "eso es un dolor horroroso".