Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santi Mur confiesa que apuñaló a Alicia Castro

Alicia Castro consigue que Santi Mur confiese que él fue quien le apuñaló y no su padre. “Sé que me quieres muerta”, le dice la abogada en la sala de interrogatorio, y tras unos minutos de conversación el joven la coge del cuello para estrangularla y lo confiesa: “Fui yo hija de puta, fui yo y lo volvería a hacer”. Su padre simplemente quiso protegerle inculpándose del apuñalamiento.