Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bea y María José, enfrentadas horas antes de la expulsión

Horas antes de la expulsión que acabará con la aventura de María José o 'La Legionaria' en 'Supervivientes' las rivales han protagonizado un nuevo enfrentamiento. Esta vez el motivo de la rivalidad entre ellas ha sido la cocina y el fuego. Bea reclamaba la ayuda de María José y ésta le recordaba que era su labor.
"Bea hazlo tú cariño, prefiero que lo hagas tú el fuego y la comida. Te has hecho cargo de cocer las caracolas y para eso, hace falta fuego
Sin embargo, Bea quiso dejar claro que las dos se habían quedado para hacer fuego mientras sus compañeros se habían ido a buscar comida y no entendía ahora su actitud. Poco a poco el clima se fue calentando y Mª José confesaba que no quería perder los estribos por esta cuestión, pero 'La Legionaria' comenzó con su retahíla de chillidos a los que nos tiene acostumbrados, vociferando por toda la isla: "Voy a perder yo los estribos con tus tonterías y tus borderías".
"¡Qué cansina, macho! Te estoy hablando de p... madre aunque me caigas como un patada en el culo. Eres tú la que me estás tocando los c...  cada dos por tres. Y yo, sin embargo, estoy intentando convivir contigo", gritaba desgañitándose.
Minutos más tarde, en la playa, Bea vuelve a insistir: "¿Por qué no te quedas pendiente del fuego un rato?. 'La Legionaria' no cesa en su empeño de conseguir que Mª José esté pendiente del fuego, sin embargo la superviviente no está por la labor de ayudarla. María José tumbada al sol no entiende la actitud de su compañera de isla: "Vamos a ver Bea que quieres, ¿que me haga cargo del fuego o que no me haga cargo del fuego?". Y, Bea le menciona tajantemente que están las dos para hacer el fuego y la comida.
María José harta del perseguimiento por parte de Bea comienza a llorar, sin esperar que al poco rato 'La Legionaria' haría lo mismo: "Yo no soy ninguna niña que trabaja para ti", grita desesperada.
Después de la tempestad llega la calma
Tras la discusión, María José se deshagó con Deborah: "Tú sabes perfectamente que me quiero ir porque estoy mucho mejor en mi casa que aquí. Pero yo lo he pedido por vosotros porque todos vosotros me lo habéis pedido que me quede, que lo intente, que no queréis que se quede ella". La superviviente intenta aguantar la situación como puede hasta el día de la expulsión. Sus compañeros de concurso le han pedido que no abandone ya que esperan que la próxima expulsada sea 'La Legionaria'.