Ana Rosa, sobre el juego al despiste de Puigdemont: "No le veo ninguna gracia"