Investigada una funeraria por quemar los cadáveres en ataúdes baratos y revender los caros