Manuel Bailón, uno de los vigilantes agredidos: “Pudimos esquivar varias piedras, pero dos nos impactaron de lleno”