El reencuentro de Aylén y Marco, ¿el más frío de la historia de Gran Hermano VIP?