Los astronautas llegan a Canarias para formarse en volcanes y preparar sus viajes a Marte y la Luna