Huelga en Cataluña: modesto seguimiento