Brutalidad de la DANA de madrugada en Málaga: vehículos arrastrados y calles convertidas en ríos