Los test de antígenos “pueden cambiar el curso de la guerra”, según el doctor César Carballo