Un comentario de Marta termina con Samira abandonando el plató destrozada tras una surrealista y durísima discusión entre ambas