Un extrabajador del cortijo donde se ha instalado Raquel Bollo: "Es una prepotente"