Isabel se envalentona con un cangrejo y acaba con el animal colgando de un dedo