Marina fue en 2015 el flechazo de Lukas: Su llegada estuvo cargada de celos y polémica