Bertín habla de la última operación de su hijo Kike: "Ha durado ocho horas y le han cortado muchos músculos y tendones"