El trabajo no ha alejado a Esmeralda Moya de su pequeño: "He intentado no estar separada de Bastián"