Primera carga policial en el aeropuerto de Barcelona por la llegada de los manifestantes