Las mujeres de izquierdas tienen más deseo sexual que las de derechas, según un estudio