Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fernando Alonso: "No tengo ni idea de donde podemos estar en Australia"

El piloto español Fernando Alonso (McLaren) confirmó "el enorme paso adelante" que han dado de cara al Mundial de Fórmula 1, pero aseguró que no tiene "ni idea" de donde pueden estar en la primera carrera del año, el Gran Premio de Australia del próximo 20 de marzo, y confesó que "en los garajes de España no hay ningún coche mejor" que el monoplaza que él pilota.
"Ahora no estamos al nivel de los mejores, pero el paso adelante respecto al año pasado es enorme. Este año tenemos que intentar mejorar lo que hicimos la temporada pasada, que fue muy pobre. Tuvimos errores en el diseño, en la unidad de potencia, pero hemos dado pasos adelante aunque nuestros rivales también. No tengo ni idea de donde podemos estar en Australia", afirmó Alonso en declaraciones 'Al Primer Toque' de la cadena Onda Cero.
De todos modos, en Melbourne le "gustaría conseguir puntos". "No es ni ser optimista ni pesimista, pero empezar sólido y estar cerca de los de arriba creo que es bueno para todos porque una buena primera carrera es moralmente bueno", señaló
El bicampeón mundial resaltó que "el talón de Aquiles seguirá siendo la potencia", por lo que tomarán como "finales" circuitos lentos como Mónaco, Hungría o Singapur, aunque no renuncia a las victorias. "Si voy a algo es porque pienso que voy a ganar. Si mañana tengo un partido de tenis y el rival es muy fuerte, directamente no voy. En la Fórmula 1 me pasa lo mismo", indicó.
Sin embargo, no escondió que Mercedes "ha mejorado mucho respecto al año pasado aunque parezca imposible" y que en su carrera siempre ha ganado "el mejor coche" y por ello "la batalla es siempre con tu compañero de equipo".
Además, el asturiano dio una opinión optimista de su monoplaza del año pasado, "una obra de arte en sí". "La gente me decía que me dejaba el suyo para ir más rápido, pero me gustaría haberles sentado en un banco a que vieran un paso por curva del McLaren-Honda. En los garajes de España no hay ningún coche mejor que mi McLaren", aseveró.
En este sentido, cree que "el mejor" que ha pilotado fue el Renault con el que conquistó su primer título mundial. "Era extraordinario. El McLaren de 2007 era muy bueno y también el Ferrari de 2010", admitió el piloto español que no piensa que haya algo que "perdonar" en su segunda etapa en Woking tras la mala de 2007.
"Yo venía de ser bicampeón y ellos de pelear todos los Mundiales por lo que no nos necesitábamos. Ahora sin embargo, sí nos necesitábamos", aclaró Alonso que considera que entonces no fue "demasiado listo" en su relación con Lewis Hamilton. "En 2007 no creo que fuera problema de Hamilton, quizá fue la filosofía del equipo. McLaren tendría su culpa y yo la mía", añadió, reconociendo que el inglés "ha cambiado mucho en estos años", que el mejor compañero que ha tenido fue Giancarlo Fisichella y que habría sido "interesante" compartir 'box' con Michael Schumacher.
En cuanto a su retirada, el piloto de 34 años aseguró no tenerlo pensado, aunque destacó que el de McLaren puede ser su último contrato por su edad. Además, señaló que "la Fórmula 1 actual no es emocionante de conducir" y que su decisión estará influida por el cambio de reglas, aunque no tiene decidido qué haría, aunque en principio "nada que tenga que ver con la Fórmula 1".
Sobre su paso por Ferrari, remarcó que Luca Cordero di Montezemolo nunca se terminó de creer que quisiera irse. "Me dijo que pilotos como Prost, Lauda o Senna le habían pedido ir a Ferrari y que no entendía que yo pidiera irme. Conducir durante cinco años ha sido inolvidable para mí, pero se acabó el ciclo. Si el desgaste en F1 es grande ya, en Ferrari era agotador", subrayó.
"En Ferrari es difícil tener paciencia, pero tiene otras virtudes y otros encantos que son increíbles. Veo en el museo la zona de Ferrari y me vienen muchos recuerdos y la sensación de que salió bien", agregó del 'Cavallino Rampante'.
Alonso también se refirió a Carlos Sainz Jr (Toro Rosso), al que desea "lo mejor" y del que elogia a su padre. "Fue un ídolo para mí. Cuando llegué a la Fórmula 1 apoyó todo lo que estaba cerca de mí", resaltó.
El bicampeón mundial apuntó que su relación con los medios también forma "parte del juego" aunque ve el "problema mayor" con los medios digitales debido a que "cualquier cosa que ocurra se convierte en verdad universal ya que a los 10 minutos está en todas partes".
"No juego a crearme un personaje, hubo una temporada que quizá sí. Al salir del coche ponía buena o mala cara según el día y fue divertido. Según la cara que sacaba se analizaba si el coche iba bien o mal, pero cuando salgo del coche no he visto la misma carrera que el resto. Me entrevistan y me cuentan cosas que ni me he enterado. Por eso muchas veces llevo la contraria al que me pregunta", declaró el asturiano, que tiene "amistad entre comillas" con gente del 'paddock' porque sus "amigos de verdad están en Asturias".
Finalmente, y fuera del mundo del motor, ante una posible aspiración a la presidencia del Real Madrid, Fernando Alonso dijo que "nunca" se lo planteó ya que no cree que esté "preparado" para ello.