Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

AUPA y peñas del Racing recogen un millar de adhesiones en contra del Consejo de Administración

Anuncian que seguirán con las movilizaciones para "salvaguardar el racinguismo"
La Asociación Unificada de Pequeños Accionistas (AUPA) y las peñas del Racing de Santander han conseguido cerca de un millar de adhesiones en contra del Consejo de Administración del club que, en su opinión, "no puede seguir".
Las adhesiones las recogieron, según han informado este martes en un comunicado, el pasado domingo con motivo del partido del conjunto verdiblanco --el primero de la temporada y el primero, también, en Segunda División--, que se enfrentó en Santander a Las Palmas.
Y todo ello, destacan, con un solo punto de recogida (el local de las peñas) y "en apenas hora y cuarto", de ahí que hayan valorado positivamente los actos convocados para protestar por la "caótica deriva" del Consejo.
Y es que a esta iniciativa se sumó una "sonora pitada" en el minuto trece, que a entender las peñas y AUPA muestra el "hartazgo" de la afición. "El rechazo es unánime", apostillan. También hubo una concentración en la que participaron más de medio millar de aficionados.
Con todo ello, y ante el "silencio" del Consejo de Administración, AUPA y las peñas anuncias que las movilizaciones continuarán, más si se tiene en cuenta que el club "se ha convertido en algo tan podrido que obliga a contratar a seguridad privada de actitud chulesca, desafiante y macarra".
"Al Racing, hoy por hoy, sólo le salvará su afición, el racinguismo y el compromiso de AUPA y las peñas es que ese racinguismo siga más vivo que nunca", aseguran los representantes de los aficionados.
Por otro lado, las peñas han mostrado su rechazo a la política social del Club de "regalar masivamente entradas". "Se regalaban entradas por todas las esquinas, no había control sobre las mismas, se daban entradas con asientos correspondientes a abonados", critican para finalizar.