Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mel: "Estoy dolido conmigo mismo porque no he sabido conectar con la gente"

El entrenador del Betis, Pepe Mel, ha afirmado este viernes en rueda de prensa que se siente "dolido" consigo mismo por no poder "conectar con la gente" y ha reconocido que se siente "incómodo" en el club, al tiempo que ha reconocido que no le "extrañaría" que no le buscaran ya un sustituto.
"Si la misma gente que tenía mucha confianza en mí no hace mucho, ahora no confía en mí es porque yo lo he hecho muy mal. Con la gente no estoy dolido, el aficionado es un espectador que paga una entrada para ver un espectáculo y silba si no le gusta. Eso es normal", aclaró.
"Estoy incómodo. Obviamente uno está así cuando en el mundo del fútbol se habla de lo que es malo para un entrenador. A todo esto se suma que me pasa en el equipo que no quisiera que me pasara. Esto es así, uno pasa con mucha facilidad de héroe a villano en la misma casa", señaló.
El entrenador quiso recalcar que el equipo se encuentra "a cinco puntos por encima del objetivo". "No digo que sea injusto, pero es curioso. Con la mitad de la Liga jugada y con casi la mitad del objetivo cumplido es curioso que estemos en esta situación. Lo entiendo porque el equipo no funciona como todos quisiéramos", afirmó.
Mel reconoció que le "extrañaría" que no le buscaran ya un sustituto. "Estoy metido en este negocio; las veces que he estado sin trabajar también me han metido a mí en listas de otros compañeros que lo pasan mal", apuntó.
Aun así, el entrenador indicó que está "convencido" de que el Betis "se salvará". "Tengo confianza en mi trabajo, pero sobre todo en mi gente, en mi cuerpo técnico, en mis futbolistas y en la que me transmite el presidente. Ahora tengo que transformar esa confianza en el campo para que la gente también confíe, algo que a día de hoy no hemos conseguido", reconoció.
Mel describió el encuentro de este sábado (18.15 horas) contra el Getafe como "un partido muy importante para cortar la racha negativa en cuanto a resultados y sensaciones" y aseguró que para un entrenador y sus jugadores cada partido es una "final".
Por último, apuntó que la directiva no tiene que transmitirle "confianza de ningún tipo". "La mejor confianza que te pueden transmitir es hablar del futuro, del futuro inmediato y del menos inmediato. Si lo hacen es porque te ven dentro de ese organigrama. Más confianza que esa, ninguna. En ningún momento desde el club me han hablado de otra cosa que no sea mejorar las prestaciones del equipo en todos los aspectos", zanjó.