Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Piqué: "Solía ser difícil cuando nos echábamos atrás y defendíamos"

El defensa del FC Barcelona Gerard Piqué ha asegurado que el equipo ha experimentado un cambio en los últimos años y que ahora le cuesta menos echarse "atrás" y defender, algo que antes les hacía sentir "incómodos", y ha afirmado que ahora el conjunto azulgrana tiene ""más variedad a la hora de recuperar el balón".
"Otra variación que hemos encontrado cuando defendemos es que podemos estar un poco más atrás e intentar salir a la contra. Recuerdo que solía ser difícil para nosotros cuando nos echábamos atrás y defendíamos. No nos gustaba nada y nos hacía sentir incómodos. Ahora nos sentimos más cómodos, sabiendo que tenemos tres jugadores arriba que son muy rápidos y que nos hacen más peligrosos a la contra. Esto nos ayuda a estar seguros de que, con o sin balón, tenemos opciones de ganar el partido", declaró en una entrevista a UEFA.com.
En este sentido, el central catalán considera que ahora tiene "más variedad a la hora de recuperar el balón, en posesión y ritmo de juego". "Siempre creamos ocasiones", indicó, antes de hablar de la posibilidad de convertirse en el primer equipo capaz de revalidar el título de la Liga de Campeones. "Es obviamente un plus ser capaz de reescribir la historia. Creo que podemos hacerlo, pero todavía queda mucho trabajo por hacer en tres meses muy complicados. Pero obviamente tenemos que ir a por ello", subrayó.
Por otra parte, Piqué afirmó que siempre encuentran la motivación para ganar. "Hay muchos partidos y uno está en un club donde siempre debe ganar. Hay que encontrar ese deseo y motivación para ganar todos los partidos, tanto si juegas en un equipo más pequeño como si lo haces ante el Arsenal. Eso requiere mucho, pero es tu trabajo. A medida que avanza la temporada se hace más fácil porque sabes que es cuestión de días o semanas antes de que puedas ganar un trofeo", manifestó.
"Al final es una corta carrera, de diez a 20 años si cuidas de ti mismo. Es verdad que hay muchas cosas que te distraen: tu vida privada y otras cosas que ocupan tiempo en tu cabeza. Pero cuando te pones las botas y cuando entrenas, y cuando juegas un partido para los aficionados azulgranas que quieren ver ganar a su equipo, tienes que afrontar los retos. Es la única opción. Uno no puede ser feliz con un período de dos o tres buenos años, tiene que mejorar. Creo que este es el objetivo de todo el equipo", continuó.
Por último, habló sobre su posible legado en el fútbol. "Lo único en lo que puedes centrarte es en hacerlo lo mejor que puedes, ganar tantos trofeos como sea posible y asegurarte de que la gente disfruta con lo que haces. Creo que hemos encontrado una generación de jugadores con una cantidad brutal de talento y tenemos que beneficiarnos de esto tanto como sea posible. Más tarde, cuando nos retiremos, veremos que la gente valora lo que hicimos como algo importante", concluyó.