Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

En 2014 la Infanta Cristina respondió a 400 preguntas del juez Castro

El 8 de febrero de 2014 la Infanta Cristina se sentó por primera vez ante el juez Castro para enfrentarse a un duro interrogatorio. Entraba a los juzgados de Palma de Mallorca sonriendo y aparentemente tranquila pero una vez dentro comparecía por la imputación de dos delitos de blanqueo de capitales y fraude fiscal. Ya dentro aseguró que no era conocedora de ninguna de las actividades ilegales que, presuntamente, su marido Iñaki Urdangarin llevaba a cabo. Durante más de seis horas contestó a las 400 preguntas tras las cuales el juez Castro llegó a la conclusión de que Doña Cristina se había lucrado con los negocios de su marido.