Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La prueba definitiva que culpará al verdugo

El dosier que encontró la policía, durante el registro a uno de los presuntos asesinos del abogado, recoge la actividad diaria profesional del abogado y su pareja. Un seguimiento exhaustivo de los lugares y los quehaceres que tenía Alfonso Díaz. Además, incluye datos de su vehículo, fotografías de la pareja en diferentes lugares y hasta imágenes de los porteros de su vivienda, para que ninguna información se quedase descolgada. No cabe duda de que la muerte estaba más que planificada, pero ¿quién le investiga?.