Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La estadística mete presión a la delantera de la Roja ¡si no hay pichichi no hay Eurocopa!

españatelecinco.es

En los tres títulos europeos que ha conseguido la selección española, el pichichi ha sido un delantero español. Primero fue José María Pereda en 1964, luego Villa en 2008 y por último Fernando Torres en 2012. La Roja está preocupada por su estadística goleadora y los números dicen que España necesita un pichichi para llevarse el trofeo.

La relación entre pichichi y campeón de la Eurocopa van de la mano.  En nueve de las 14 ediciones del torneo internacional, el pichichi ha pertenecido a la selección campeona. El acierto de los delanteros ha marcado el devenir de los equipos en la Eurocopa y España nunca ha ganado sin que un delantero suyo sea el máximo goleador del torneo.
El primero fue José María Pereda en la Eurocopa de 1964. El delantero, que por entonces militaba en el FC Barcelona, anotó dos goles. Sin embargo hay que destacar que aquel año tuvo que compartir el pichichi del torneo con dos delanteros más, Dezső Novák y Ferenc Bene, ambos de Hungría. Aquel año España consiguió su primera Eurocopa tras ganar a la URSS en la final por 2-1.
En 2008, la segunda Eurocopa de la Roja, David Villa fue el delantero que más goles marcó en la competición. Lo mismo ocurriría dos años después en el Mundial de Sudáfrica, que compartió la plaza de máximo goleador con cuatro jugadores más. Villa marcó 5 goles pero Müller, con los mismos goles aunque menos minutos, se terminó llevando la bota de oro. La última cita de la Roja también terminó en triunfo y también terminó con pichichi español. Fernando Torres marcó un total de tres goles y aunque empató con cinco jugadores más, sus pocos minutos sobre el césped (189’) le hicieron merecedor de la bota de oro.
España no gana sin pichichi y la delantera de la Roja cosechó en 2015 el peor registro goleador desde 2008. Para ganar la Eurocopa Aduriz, Morata, Nolito y compañía deben estar acertados de cara a portería. De momento, los jugadores seleccionados por Vicente Del Bosque componen la segunda delantera menos goleadora de la Eurocopa, acumulando 71 goles en toda la temporada. Aduriz es el máximo goleador con 36, más de la mitad de los goles de la selección. Según la estadística, si no hay pichichi, no hay título para España.