Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alonso no espera subirse al podio

Fernando Alonso volvió a evidenciar que no ha mejorado su autoestima respecto a las opciones con las que cuenta esta temporada para hacer algo grande con su monoplaza en el mundial de F1. Cree que será un año para acabar por debajo del sexto lugar en el clasificación. Después de probar los cambios en su monoplaza, sus sensaciones tampoco mejoran.
"Hemos empezado mal este año y en la Fórmula Uno es difícil recuperar el terreno perdido en poco tiempo. Intentaremos, lógicamente, mejorar en todo lo posible para acercarnos a los lugares más dignos, pero el aprobado lo tenemos difícil", destacó Alonso.
El corredor asturiano no teme que pueda perder relevancia frente a las grandes escuderías en el futuro, porque tiene claro dónde esta su techo. "No me asusta perder caché si acabo séptimo u octavo, porque este año voy a quedar aún por debajo de estas posiciones", justificó.
Alonso está convencido de que en Renault celebrarían a lo grande esta temporada si él sube al podio, más que si el año pasado la escudería francesa hubiese ganado una prueba del mundial.
"Un podio sería una sorpresa. El año pasado, una victoria en Reanult era más esperada", precisó Alonso, quien volvió a centrarse en cuál es su objetivo a corto plazo: "Nos tenemos que hacer a la idea y en el futuro intentaré que los equipos punteros confíen en mí".
No obstante, resaltó que su primera opción es el éxito para su escudería. "Que en Renault también podamos mejorar y que yo tenga la posibilidad de contar con un coche bueno para la temporada que viene", añadió.