Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Cien años de perdón', el nuevo thriller de acción de Daniel Calparsoro

Cien años de perdón, la nueva película de Daniel Calparsoro, es un thriller de acción, una película de atracos con vocación de entretener, pero también de reflejar lo que es la sociedad española, con referencias a la corrupción y a los entresijos del poder... un tema que está muy a la orden del día.
"La historia habla de que todos tenemos secretos, del miedo que eso puede generar y cómo puede desestabilizar las cosas", ha explicado el director del filme, con un poderoso reparto que encabezan Luis Tosar, Rodrigo de la Serna, José Coronado y Raúl Arévalo.
"Hay un punto canalla y una mirada irónica sobre la situación política actual, pero no es una película política o sobre la corrupción", precisa Calparsoro. "No se trata de denunciar ni de dar lecciones a nadie".

UN ROBO QUE SE COMPLICA Y HACE QUE SE DESESTABILICE HASTA EL GOBIERNO
El guion, de Jorge Guerricaechevarría -colaborador habitual de Álex de la Iglesia y responsable de otros éxitos del género de los últimos años como El niño o Celda 211- arranca una mañana lluviosa en la que 6 hombres toman al asalto un gran banco de Valencia.
El robo se complica cuando la directora de la sucursal, encarnada por Patricia Vico desvela un secreto que contiene una de las cajas de seguridad y que pone en jaque al Gobierno. Tosar y el argentino De la Serna lideran la banda de asaltantes, mientras que Coronado, Arévalo y Marián Álvarez son los 'fontaneros' del poder político.
Rodada entre Buenos Aires, Valencia y Gran Canaria, Cien años de perdón cuenta con la habitual factura visual impecable de Calparsoro, que nada tiene que envidiar al cine de acción norteamericano. Hace ya más de dos décadas que el director catalán, de 47 años, irrumpió con fuerza en el cine independiente con Salto al vacío. Ahora, trabajando para Vaca Films, Morena Films y Telecinco, dice sentirse "privilegiado por poder hacer cine industrial".
"El cine independiente es necesario, sigue habiéndolo y siempre será el futuro, pero en mi caso estoy muy contento de estar dentro de la industria, sobre todo cuando tengo la oportunidad de trabajar con un guion brillante como éste y grandes medios", afirma el director de Invasor (2012), un filme que rodó con los mismos productores.
DANIEL CALPARSORO: "AMENÁBAR ROMPIÓ EL MOLDE DE LO QUE SE CONSIDERABA EL CINE ESPAÑOL Y LO ABRIÓ AL CAMPO DEL GÉNERO COMO ALGO RESPETABLE Y BUENO"
Calparsoro sitúa sus últimos trabajos en la órbita del nuevo cine de género español, con vocación comercial, que inauguró hace veinte años Alejandro Amenábar con filmes como Tesis(1996) y Abre los ojos (1997).
"Amenábar rompió el molde de lo que se consideraba el cine español y lo abrió al campo del género como algo respetable y bueno, y desde entonces se han hecho muy buenas películas de terror, suspense, thriller, etc.", afirma.
PATRICIA VICO: "UN SECRETO PUEDE TRASTOCAR TODO Y PONER PATAS ARRIBA INCLUSO AL GOBIERNO"
Por su parte Patricia Vico relata cuál es su papel "La han despedido, la han cortado la cabeza los que eran sus supuestos amigos después de hacer cosas que seguro no eran muy loables. Aprovecha el robo del banco para no irse con las manos vacías".
Asimismo define Cien Años de Perdón como "un thriller de acción y suspense que habla de lealtades, de amistad, de engaños" pero sobre todo "del poder de la información", de como una información y un secreto "puede trastocar todo y poner patas arriba incluso un Gobierno".