Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ida Panahandeh reivindica la independencia de la mujer iraní en el filme 'Nahid'

La cineasta Ida Panahandeh reivindica la independencia y la libertad de la mujer iraní en su ópera prima, 'Nahid', cinta con la que fue galardonada con el Premio al Mejor Nuevo Talento en la pasada edición del Festival de Cannes. El filme se estrena este viernes en los cines españoles.
Panahandeh, que participó en la sección oficial de la última Seminci de Valladolid, narra el conflicto de una joven mujer divorciada que vive con su hijo en una pequeña ciudad al norte de Irán y desea casarse con el hombre del que se ha enamorado.
De acuerdo con las leyes de su país, el padre tiene la custodia del niño, aunque su exmarido le ha garantizado el derecho a la patria potestad de su hijo bajo la condición de que jamás se volverá a casar. Por ello, se verá obligada a valorar la opción de un matrimonio temporal, a pesar de que se trata de algo que no es bien recibido por la sociedad que le rodea.
En palabras de la directora, ella y la coguionista del filme, Arsalan Amiri, vivieron experiencias similares durante su infancia. "Nos educaron nuestras madres, sin la presencia de una figura paterna, así que fuimos testigos de su lucha por demostrar que eran mujeres independientes en una sociedad tan tradicional como la iraní", señala.
Tal y como explica, la personalidad de este tipo de mujeres es "totalmente diferente a las que tienen una vida normal". "Luchan con todas sus fuerzas para tener una vida mejor, tanto para ellas como para sus hijos", ha resaltado, por lo que de alguna manera Nahid es ese tipo de mujer y supone un "homenaje" a sus madres.
En cuanto a Sareh Bayatt, quien interpreta el papel protagonista, la directora ha destacado que se trata de "una de las mejores actrices del cine iraní", capaz de "transmitir diferentes emociones a los espectadores sin decir ni una palabra".
Respecto a la cinematografía de su país, la cineasta ha señalado que Irán es el único país de Oriente Medio que exporta cine a todo el mundo y, entre los directores destacados, hace referencia a clásicos como Abbas Kiarostami ('El viento nos llevará'), Asghar Farhadi ('Nader y Somin, una separación') o Rakhshan Bani-E'temad ('Nargess').
No obstante, señala que en Irán no existen las posibilidades que tienen europeos o americanos, que poseen "grandes presupuestos". "Tenemos las manos atadas a la hora de contar nuestros sueños. Mi película no sólo es fruto de mi perseverancia y mi trabajo", ha dicho.