Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Juan Pablo II: El santo que amaba a España'

Goya Producciones acaba de lanzar el DVD 'Juan Pablo II: el santo que amaba a España', un vídeo de 70 minutos que ya está a la venta en librerías en el que se recuerdan los cinco viajes del Santo Pontífice por el país a través de testigos directos y numerosas anécdotas.
Así, el vídeo reconstruye la "complicidad" de Juan Pablo II con España y revela detalles hasta ahora desconocidos ya que las imágenes de "aquellas correrías apostólicas" vienen comentadas por "testigos de excepción" con datos y anécdotas "entrañables", según detalla Goya Producciones.
Así, el exportavoz papal Joaquín Navarro Valls cuenta cómo comenzó la fascinación por España de Karol Woytila a través del Siglo de Oro y de los místicos españoles, un interés que fue creciendo durante su Pontificado hasta el punto de pedir clases de español, mantenerse al corriente de la situación en España y bromear con él en esta lengua.
Para Carlos Abella, embajador ante la Santa Sede en aquella época, la clave de su cariño particular la reveló el propio Papa al subrayar que "la porción más numerosa de la Iglesia de Cristo habla hoy y reza a Dios en español".
Abella también hace alusión a la preocupación del nuevo Santo por la influencia en Hispanoamérica de lo que sucediera en España, especialmente en temas como el matrimonio y el aborto. Esa opinión es corroborada por el Arzobispo de Lima, Cardenal Cipriani, para quien "España tiene, sigue teniendo esa responsabilidad de ser la Madre Patria".
Por su parte, la periodista Paloma Gómez Borrero, afirma que "el gran invento de Juan Pablo II fueron las Jornadas Mundiales de la Juventud" que alcanzaron su "mayoría de edad" en Santiago de Compostela (Galicia), donde trabajaba por aquel entonces el joven obispo Antonio María Rouco Varela, que glosa el significado mundial de aquel evento. La también periodista María Ángeles Fernández, de RTVE, asegura que sintió al Papa como "un miembro de su propia familia".
Los viajes de Juan Pablo II por Andalucía cuentan con el testimonio del Cardenal Carlos Amigo, que apenas nombrado obispo de Sevilla tuvo que preparar la visita del Santo Padre, a quién oyó cantar la conocida canción "no te vayas todavía".
Otro capítulo especial merece el encuentro que tuvo lugar en el estadio Santiago Bernabéu, en 1982. El arquitecto Ignacio Vicens, organizador de este y otros "montajes" papales revela el escepticismo de muchos que pensaban que la juventud no acudiría en masa, mientras que el Cardenal Rouco recuerda que el propio Cardenal Tarancón albergó dudas al respecto.
En cuanto al significado de estos viajes, el Cardenal Cañizares subraya que "supuso un antes y un después de la iglesia en España". "Cuando parecía que todo se encaminaba a una secularización mucho mas fuerte, hubo un renacer", apostilla.
El vídeo también revela otras curiosidades como el hecho de que los menús del Papa los cuidaba el sacerdote y hostelero Luis de Lezama, a quién en una ocasión el Pontífice pidió "algo muy español: una siesta". En Sevilla, unas jóvenes abordaron a Navarro Valls y le "obligaron" a llevar al Papa una tarta, que el Santo Padre se tomó de postre, entre otras curiosidades.
EL MILAGRO QUE LO HIZO SANTO
El DVD ofrece como "extra" otro documental, de media hora, titulado 'El milagro que hizo santo a Juan Pablo II', en el que se relata la historia de Floribeth Mora Díaz, una costarricense madre de cuatro hijos que sufrió un aneurisma cerebral tan grave que los médicos la habían desahuciado.
Floribeth narra en primera persona su inexplicable curación el mismo día de la beatificación de Juan Pablo II pues, estando sola en la habitación, oyó una voz que le decía "¡Levántate, no tengas miedo!". Los médicos que la trataron muestran en el vídeo las pruebas que se le hicieron antes y después, y afirman que lo ocurrido es "científicamente inexplicable".