Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Llamar "gordas" a las niñas cuando son pequeñas aumenta el riesgo de que sean obesas en la adolescencia

Llamar "gordas" a las niñas cuando son pequeñas aumenta el riesgo de que en la adolescencia padezcan obesidad, según ha mostrado una investigación dirigida por el profesor de la Universidad de California en Los Ángeles (Estados Unidos), A. Janet Tomiyama.
Para llevar a cabo la investigación se reclutaron a unas 2.000 niñas de 10 años de edad, a las que siguieron hasta que cumplieron los 19 años. Así, a los 10 años tuvieron que responder a la pregunta: "¿alguno de estos la gente le ha dicho que usted era demasiado gordo: padre, madre, hermano, hermana, mejor amiga, chico que más te guste, cualquier otra chica, cualquier otro niño, o el maestro?".
De ellas, según ha mostrado el estudio publicado en la revista 'JAMA Pediatrics', las que respondieron "sí" a las preguntas (1.188) tuvieron un índice de masa corporal próximo a la obesidad a los 19 años, en comparación con aquellas que respondieron que "no".
Asimismo, las niñas que habían sido etiquetados como "gordas" tenían además un mayor riesgo de padecer obesidad a los 10 años del estudio. En este sentido, los expertos han comprobado que este efecto fue más acentuado en el caso de aquellas que en sus casas les decían que estaban gordas, en comparación con aquellas que recibían este calificativo por parte de sus compañeros o profesores.