Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gobierno valenciano dice que la libertad de elección lingüística está garantizada siempre que haya niños para grupo

La consejera cree que el recurso contra el arreglo de Escola no tendrá un recorrido largo porque la planificación está justificada
La consejera valenciana de Educación, Cultura y Deporte, María José Català, ha asegurado que la libertad de elección de las familias del programa lingüístico en el que matricular a sus hijos está garantizada "siempre y cuando" haya alumnos suficientes para formar un grupo. "Lo que no podemos es tener un maestro por alumno, ojalá", ha exclamado.
Català se ha pronunciado en estos términos durante la presentación de la restauración de dos cuadros de Joaquín Sorolla al ser preguntada si, como titular de Educación, "puede garantizar que todo los niños que quieran estudiar en valenciano podrán hacerlo el próximo curso" y acerca de las críticas recibidas por la eliminación de unidades y líneas en valenciano a raíz del arreglo escolar para el curso 2014-2015.
Al respecto, la consejera valenciana ha señalado: "Podemos garantizar la libertad siempre y cuando haya niños para confirmar un grupo, lo que no podemos es tener una maestro por alumno, ojalá, pero es difícil".
Ha añadido que la administración tiene "una planificación educativa que hay que respetar". "Estamos trabajando mucho en la libertad de elección de las familias, pero hay una planificación de infraestructuras y de personal, siempre y cuando esta planificación de infraestructuras y de personal lo permita optamos por esa libertad de elección de las familias, pero, evidentemente, tenemos unos recursos materiales y humanos que hay que optimizar de la mejor manera".
"Estamos trabajando muchísimo en la libertad de elección de las familias pero tenemos que hacer grupos con un mínimo de niños para conformar una unidad", ha insistido Català, que ha recordado que el pasado viernes se publicaron las vacantes que hay en cada una de las escuelas para que los progenitores puedan actuar en consecuencia.
"CRITERIOS OBJETIVOS"
Interrogada, en concreto, por el recurso contencioso administrativo que ha interpuesto Escola Valencia ante el Tribunal Superior de Justicia (TSJCV) para pedir la suspensión cautelar del arreglo, la consejera ha subrayado que esta planificación "responde a criterios objetivos: no a la vinculación lingüística del proyecto sino al número de alumnos que hay en cada centro".
Además, ha recordado que "la mayoría de los casos se da a los centros la oportunidad de elegir qué línea ha de ser suprimida". "Por lo tanto, nosotros respetamos la voluntad de Escola de presentar ese recurso pero creemos que no tendrá un recorrido extenso en el tiempo porque estamos absolutamente convencidos de que las decisiones están justificadas y no tienen motivaciones lingüísticas sino que se deben a que en una determinada escuela haya más o menos niños", ha subrayado.